Déscargate nuestra app

para una mejor experiencia de cine

Favio Posca nos habla un poco más de Valiente (Brave)

Favio Posca nos habla un poco más de Valiente (Brave)

8 de junio del 2012
Desde tiempos remotos, los relatos de monumentales batallas y místicas leyendas han pasado de generación en generación en las surcadas y misteriosas colinas de Escocia. En VALIENTE, la nueva película de Disney•Pixar que llegará a los cines de América Latina en julio próximo, otra historia se une a la tradición cuando su protagonista, Mérida, una habilidosa arquera y la impetuosa hija adolescente del Rey Fergus y de la Reina Elinor, desafía las costumbres de su pueblo para cambiar su destino. Lord Dingwall, Lord MacIntosh y Lord MacGuffin son los rebeldes y muy celosos líderes de los tres clanes que conviven en el reino. Aunque supieron comandar grupos en guerra, fueron unidos bajo la espada del rey, y ligados por la diplomacia y la astuta política de la reina.  De ellos, el descentrado, indignado y desquiciado Lord MacIntosh es fuerte y vigoroso; un guerrero siempre listo para la batalla, que suele perder los estribos rápidamente, aunque esté siempre también a un segundo de la locura y la diversión.    Para Latinoamérica, nadie parecía calzar mejor en los zapatos de Lord MacIntosh que el versátil actor argentino Favio Posca. Con su humor, histrionismo y experiencia en el doblaje de personajes animados o realizados por computadora (ésta es su tercera colaboración para un film de Disney), Posca captó instantáneamente el espíritu y el desparpajo de este atípico líder de un clan de la Edad Media y lo proyectó a la perfección a través de su voz. “Adoro trabajar en estas películas”, remarca el actor, entusiasmado, para dar comienzo a la charla. “Hay mucha vitalidad y excitación cuando uno se pone en la piel de una figura pensada para entretener y divertir a grandes y chicos”.   ¿Cómo es tu personaje? Lord MacIntosh es un personaje hermoso. Él es un guerrero escocés que tiene mucha dualidad entre la bravura típica de un guerrero y el humor.    ¿Te resulta sencillo siempre identificarte con un personaje animado, o cada vez es distinto? Siempre me resulta fácil. Hasta cuando le puse voz a Edna Moda, para LOS INCREÍBLES, me resultó sencillo, a pesar de que fue un gran desafío porque Edna era un personaje femenino. Entonces tuve que hacer la voz de una mujer de la tercera edad, con las características específicas, además, que ella tenía. También hice a Darwin, el protagonista de FUERZA G, que fue completamente diferente: su estilo de hablar era totalmente neutro y, al tratarse de una película de aventuras, había menos humor y más acción. Ahora llega Lord MacIntosh, que es muy distinto a los dos anteriores. En resumidas cuentas, creo que me llegan personajes muy variados pero me conecto rápidamente con ellos para ‘hacerlos vivir’ a través de la voz.    ¿Cómo te preparas para hacer un doblaje? Hacer un buen doblaje no es fácil. Yo asumo la responsabilidad de esta forma: no ‘doblo’ la voz del personaje, lo actúo. Actuarlo y sumar el propio cuerpo al trabajo hace que la energía fluya de otra manera y que el doblaje resulte verdadero. A veces el problema con los doblajes es que son poco creíbles. Mi forma de pensar es que, para que resulte verdadero, hay que actuarlo. Para que la voz salga como el personaje requiere hay que, en este caso, meterse dentro del castillo y estar allí con todos ellos, con Mérida, con los reyes, con los personajes de la película.   ¿Cuáles son las principales diferencias entre hacer un doblaje y subirse a un escenario para actuar en teatro, una actividad muy constante en tu carrera? Corporalmente hay diferencias porque, en un doblaje, uno está frente a un monitor y en un estudio de grabación, sincronizando la propia voz al personaje. Eso sería el equivalente a tener un escenario muy pequeño. La energía es igual, porque tiene que ver con la actuación. Hay que estar ‘dentro’ del personaje.   ¿Desde tu visión de humorista, cambia algo al momento de actuar sabiendo que en el público habrá muchos niños? Obviamente. No es algo nuevo para mí porque hice muchos espectáculos para niños en teatro [entre ellas, obras del recordado dramaturgo infantil argentino Hugo Midón]. Yo tengo mucha afinidad natural con los niños y creo que ellos la tienen conmigo. Los personajes que yo hago en programas de televisión en Argentina quizás no están específicamente orientados a los niños, y sin embargo los chicos los aman. Eso es fantástico. Pero al hacer una película como VALIENTE, uno verdaderamente piensa en la audiencia infantil y, al momento de actuar o doblar los personajes, todo es para ellos.   ¿Cómo era tu relación con las películas de Disney durante tu infancia? Cuando yo era chico recuerdo haber visto muchas veces DUMBO y BLANCA NIEVES, dos grandes clásicos. Sin embargo, cuando realmente comencé a ver más películas de Disney fue a partir del nacimiento de mis hijos. Allí no sólo me conectaba con las historias desde mis hijos sino también desde mi propio niño interior, porque me encanta el cine. Más aún, ahora las películas de Disney·Pixar están llenas de guiños para los adultos y son realmente divertidas para toda la familia.   El público puede verte en teatro, en televisión y en cine; actúas para adultos y para niños. ¿Qué exigencias demanda cada ámbito y cada público? Yo puedo disociar mi trabajo. Una cosa es actuar en un espectáculo para jóvenes y adultos, como los que hago en teatro a las 12 de la noche; otra cosa es participar de una película para niños, y otra muy distinta es actuar en una comedia de televisión que se emite a las 9 de la noche y que puede ver toda la familia.  A la hora de hacer mis espectáculos en teatro suelo ser muy salvaje, pero también puedo hacer films para niños y ser totalmente naif. Disfruto muchísimo desde ese lugar el hecho de hacer y ver películas de Disney; soy capaz de emocionarme, soy capaz de reírme a las carcajadas. No tengo que ‘actuar de naif’, yo soy eso también.   ¿Participar de películas de Disney y poner tu voz a varios personajes, te acercó como actor a tus hijos o a los niños de tu familia? A mis hijos les encanta que yo haga esto. Tengo una hija de 17 y un hijo de 12, que siguen viendo las películas porque yo hago la voz de un personaje.    Mérida, la protagonista de VALIENTE, es una adolescente muy tenaz, que busca seguir su propio camino y hacer las cosas a su manera.  Pese a ser una joven de otra época ¿crees que Mérida representa a las chicas de hoy?   ¡Absolutamente! ¡Es como si no hubiese pasado el tiempo desde el Medioevo hasta ahora! (risas). Yo estoy viviendo la adolescencia absoluta de mi hija y observo que hay muchas similitudes; a los chicos no les gusta que uno se entrometa demasiado en sus cosas… Mis hijos son maravillosos y son muy buenas personas pero el tránsito por la adolescencia está lleno de inseguridades, caprichos y cuestiones que uno, a esa edad, necesita reservar para sí. A Mérida también le pasan estas cosas; hay actitudes que seguramente están presentes en los chicos de todos los tiempos. Después de todo, ¡la adolescencia es siempre la adolescencia!   Fuente: Walt Disney Company (Latin America)    
Do you want to go to www.fandango.com? No Yes