Déscargate nuestra app

para una mejor experiencia de cine

'Ant-Man and the Wasp', o cuando los pequeños héroes deben salvar el día [RESEÑA]

'Ant-Man and the Wasp', o cuando los pequeños héroes deben salvar el día [RESEÑA]

4 de julio del 2018
Por Samantha Cerff
Paul Rudd y Evangeline Lilly regresan al Universo Cinematográfico de Marvel en una historia que profundiza en los lazos familiares.

No hay papeles pequeños solo actores pequeños o, en este caso, trajes que te hacen pequeño. Ant-Man and the Wasp, la nueva entrega del Universo Cinematográfico de Marvel, trae de regreso a los personajes interpretados por Paul Rudd y Evangeline Lilly en una historia mucho más personal e hilarante a la vez.



El largometraje dirigido por Peyton Reed, más conocido por su trabajo en Bring It On y Sí, Señor, no debe cargar con el peso que dejó Avengers: Infinity War. La película se sitúa antes de la llegada de Thanos a la Tierra y los personajes tienen problemas inmediatos por los que deben preocuparse.

En Ant-Man conocemos brevemente el Reino Cuántico y los peligros que conlleva. A través de Hank Pym, personaje a cargo de Michael Douglas, descubrimos que su esposa Janet Van Dyne —la Avispa original— se perdió en él muchos años atrás, sin posibilidad alguna de regresar. Sin embargo, cuando Scott logra hacerlo, se abre una posibilidad para el retorno de su esposa.

Ant-Man and the Wasp es una cinta que brilla en la comedia, pero asienta sus bases en la esperanza y la importancia de la familia. Uno de los puntos fuertes en este sentido es la interacción entre Paul Rudd y su hija en la pantalla Abby Ryder. Esto queda claro desde las primeras escenas, que mezclan en dosis precisas los elementos para hacer de esta una producción que disfruten grandes y chicos por igual.



Si bien el largometraje notablemente hace énfasis en los elementos que funcionaron muy bien en la primera película, Ant-Man and the Wasp no abusa de ellos. Rudd sigue siendo el héroe con el que nos podemos relacionar, alguien que intenta hacer lo mejor posible con lo que se le presenta y eso resulta un cambio agradable ante el resto de figuras heroicas de la franquicia.

La cinta encuentra la forma de equilibrar un mayor elenco. Entre los nuevos fichajes tenemos a Michelle Pfeiffer, Laurence Fishburne y Hannah John-Kamen. Cada uno de ellos cuenta con algunas escenas para brillar, pero quienes realmente se roban el show son Paul Rudd, Evangeline Lilly y Michael Douglas.

Aunque Marvel presentó a grandes villanos en sus más recientes apuestas, es importante señalar que la principal villana del film no está a la altura de personajes como Killmonger o Thanos. John-Kamen tiene potencial como Ghost, pero pierde peso con la inclusión de otros antagonistas. Tenemos al FBI y un grupo delincuentes que busca apropiarse de la tecnología de Hank Pym. Aunque la presencia de los agentes resulta más que comprensible —Scott Lang actuó en contra de los Acuerdos de Sokovia, después de todo—, los mercenarios parecen haber sido incluidos para la justificación de impresionantes escenas de acción.

Los aspectos técnicos están trabajados a detalle, como ya suele ser costumbre con los trabajos de Marvel Studios. Una mención notable para el soundtrack, a cargo de Christophe Beck, quien también trabajó en Ant-Man. Los temas aportan un elemento de ciencia que resulta más que apropiado para las escenas del Reino Cuántico.

En resumen, Ant-Man and the Wasp en una imperdible apuesta para los seguidores de Marvel. La película promete risas por montón, momentos de acción y guiños al resto de la franquicia.



Clasificación: 87/100

Ant-Man and the Wasp

de Peyton Reed

Estados Unidos, 2018

(Imagen de portada: Marvel Studios)



Do you want to go to www.fandango.com? No Yes