Finalmente, el Templo Satánico no demandaría a 'The Chilling Adventures of Sabrina'

Gabriella Botello · sucucho

Publicado el 21 de noviembre del 2018

Lo que quiere decir que habría luz verde para la segunda temporada.

Aparentemente, fue puro ruido y pocas nueces. Hace poco, nos pusimos bien loquitos con el hecho de que The Chilling Adventures of Sabrina, el nuevo teen horror trip con el que Netflix que rebootea el clásico adolescente en tónica dark, se había convertido en el blanco de una demanda millonaria de The Satanic Temple, la iglesia luciferina con base en Salem, Massachusetts. Ya nos imaginábamos todo tipo de disculpas públicas, pero todo el conflicto por plagio e infracción de derechos de autor parecería haberse resuelto rápidamente y Sabrina estaría fuera de riesgo.


Vamos por partes. Hace sólo una semana atrás, el Templo Satánico volvió al proscenio de la opinión pública (y no estrictamente por las controvertidas posturas de ultraizquierda en temas de derechos humanos). Es que, según trascendió, los abogados satánicos habían decidido demandar por hasta US$ 150 millones a la plataforma de streaming y la Warner Bros: al menos 50 millones por cada uno de los supuestos quebrantamientos que denuncia que incluye infracción de derechos de autor, violación de marca registrada y daño a la reputación de la compañía.


¿Y por qué tanto lío? Pues por el “plagio” de la estatua de Baphomet, la deidad cabría que adora el Templo Satánico que, en la serie, es "un punto central de una escuela asociada con el mal, el canibalismo y el asesinato, lo que emborrona y mancilla la estatua como una marca del Templo Satánico", según afirma la demanda que se presentó al Estado de Nueva York y a la que tuvo acceso Variety.


De más decir que este problema, que podría haber puesto en peligro la continuidad de la serie, ya se superó. Según reportaron desde Bussiness Insider, la gente de Netflix y la del Templo habrían llegado a un acuerdo extrajudicial para evitar llegar a juicio. Si bien no sabemos demasiado bien qué puede incluir ese arreglo, lo que sí trascendió es que el arreglo incluiría un permiso expreso a la plataforma de streaming para grabar la segunda temporada con total libertad.

Imagen de Portada: Netflix

Tags: