Sobre 'May' de Lucky McKee: Amor fragmentado [The Creepy Zone]

María Paula Ríos · _Live_in_Peace

Publicado el 6 de octubre del 2017

Envuelta en desesperación y soledad, el deseo de May es encontrar un amor sin fisuras.

En el año 2002, dentro del universo fílmico del mundo del horror, aparecía una película estadounidense, indie, protagonizada por una magnética, errática, dulce y a la vez oscura Angela Bettis. La cinta en cuestión es May, ópera prima de Lucky McKee, en la que una niña es criada, encerrada, casi aislada de la sociedad, como su muñeca de porcelana que se encuentra intacta dentro de una caja de cristal. También la única amiga de que tendrá May a lo largo de su vida.

En la adolescencia, la tímida joven comienza a socializar. Entre la gente que se relaciona se encuentra una veterinaria que la seduce, un hombre ciego y un joven que es director y afecto a las películas de terror. A pesar de tener un problema en la vista y sentirse inferior antes los demás, May, tiene una obsesión de buscar la perfección en determinadas partes del cuerpo de las personas: las manos de uno, los brazos de otra, los ojos de otro, y así sucesivamente.

El desencadenante del conflicto en esta historia será el amor. May está muy sola y necesita compañía, contención…necesita sentirse amada. Y en su desesperación por encontrar afecto, se someterá a situaciones que no sabrá cómo manejar, la tensión irá in crescendo hasta culminar en un alucinante final.

May necesita alguien que la ame. (Foto: 2 Loop Films)

May es espejo de su muñeca de porcelana, a la que poco a poco se le irá resquebrajando su cofre de cristal hasta romperse en mil pedazos. La psiquis perturbada y fragmentada de la joven, encontrará alivio y bienestar de un modo enfermizo y alucinatorio. En este relato, McKee, además de llevar el tempo de la historia de modo exacto, logra una imaginería visual muy cuidada y bella, en medio de situaciones dantescas, que bien se podrían representar con recursos gore.

Pero a pesar de este escenario, logra dar cuenta de la locura con pulso y una extraña elegancia. Amigos “Creepyzoneros”, están más que invitados a revisar esta joyita depresiva, cruda y delirante, la cual también nos regala homenajes a clásicos del cine de terror, incluido el mismo Frankestein.



(Foto de portada: 2 Loop Films)

Tags:

Lo último de Fandango TV

Recomendaciones
Lo primero que debemos ver en los cines
1 semana antes
Análisis
Expediente Fandango
3 semanas antes
Primicias
¡Spider-Man: Miles Morales!
1 mes antes
Exclusivo
Entrevista a Jim Carrey
1 mes antes
Opinión
¿Apokolips War es plagio?
1 mes antes
Momentos
Momentos Épicos de Jurassic Park
3 semanas antes
Resumen
¿Secuela de Constantine?
3 semanas antes