'Bohemian Rhapsody' made in China: el titán asiático censura las escena LGTB de la cinta

Gabriella Botello · sucucho

Publicado el 27 de marzo del 2019

Si quitan eso, ¿pues qué queda de la película?

¿Alguien puede encontrarle a Bohemian Rhapsody alguien que le ame? Aparentemente, no en China: es que la resonante biopic de la banda de proporciones bíblicas que es Queen habrá cosechado, pero no en el Reino Medio, en la que la película fue editada para eliminar cualquier escena con referencias a la sexualidad del frontman y leyenda del rock de Freddie Mercury o el contacto físico explícito entre hombres. Y sí, aparentemente lo que tiene de “Medio” el titán asiático bien podría ser censura digna del “medio-evo”.


Según reportaron desde CNN, la edición no sólo se limitó a las más obvias manifestaciones de la diversidad sexual, sino que también se eliminó cualquier mención de la palabra “gay” en la película. Y como si eso no fuera lo bastante terrible, también se recortó la mítica realización del épico (y crossdressing) vídeo drag de I Want to Break Free, en el que la banda aparece vestidos de amas de casa desesperadas. Obviamente, también se censuraron las escenas que muestran a Mercury de juerga con el colectivo LGTB.


Pero lo verdaderamente imperdonable es el hecho de que se haya cortado de cinta (que tiene la pretensión de ser una biografía algo exacta) la fundamental relación entre Mercury y su pareja Jim Hutton, un vínculo documentadísimo que transformó la vida del cantante. Y si de momentos cúlmines se trata, la versión made in China de Bohemian Rhapsody también quitó la trascendental revelación en la que Freddie admitía a su novia que era bisexual, hecho sobre el que pendula gran parte de la película.

Si bien la homosexualidad es legal en China desde hace dos décadas y pese a que la Sociedad China de Psiquiatría la quitó de la clasificación de trastornos mentales del país en 2001, aparentemente la diversidad LGTB aún no llegó a los estrenos chinos. De hecho, los censores orientales prohíben la representación de cualquier cosa que pudiera ser considerada como "comportamiento sexual anormal", incluidas las relaciones entre personas del mismo sexo, en películas y televisión.


De más decir que las redes chinas se remecieron (algo) con la censura: en las más de 50.000 reseñas que fueron publicadas en la red social china Sina Weibo, los usuarios se quejaron de las maravillosas aventuras del Sr. TIjeras.. "¿Por qué es necesario eliminar el contenido relacionado con los homosexuales? ¿No merece la vida de una persona… ser completa?", publicaron. Así y todo, la comunidad LGTB oriental consideró que el estreno de Bohemian Rhapsody era una victoria en sí misma: de hecho, mucho se especuló con que si se lanzaría en ese mercado precisamente por ese motivo.

‘Bohemian Rhapsody’ trajo la historia del ícono LGBTQ Freddie Mercury a audiencias de todo el mundo, muchos de los cuales nunca vieron a un personaje principal orgulloso y abiertamente homosexual en una película o vieron el impacto del VIH y el SIDA de manera justa y precisa. Eliminar la homosexualidad no hace que deje de existir y el oscurantismo mojigato chino difícilmente ayuda a crear un mundo más inclusivo donde podamos sencillamente ser.


Imagen de portada: Fox.


Tags: