Déscargate nuestra app

para una mejor experiencia de cine

No lloren: Zack Snyder despide a Batffleck y nuestro corazón explota

No lloren: Zack Snyder despide a Batffleck y nuestro corazón explota

18 de febrero del 2019
Por Gabriella Botello
El mejor bati-funeral de todos.

Después de mucha histeria, el año arrancó con la confirmación de lo que todos sabíamos: el Battfleck murió la infame muerte de los poco apreciados bajo el fuego de las atroces Justice League y Batman vs. Superman. A finales de enero, Ben Affleck dio el adiós definitivo al Caballero Oscuro de Gótica y colgó la capa de forma oficial anunciando que no participaría de The Batman, la nueva entrega de Matt Reeves. Y, ¿quién mejor para despedirlo que el ideólogo original del Bati-Ben que conocemos (y no siempre amamos) de Zack Snyder?


Vamos por partes. Snyder se convirtió en algo así como una persona non grata dentro del UEDC. Después de la apresurada salida de Justice League a raíz de una terrible tragedia personal y de la atroz conclusión estilo Frankenstein que le dio Joss Whedon, Snyder quedó como responsable del fracaso y los rumores de su despido de la Warner Bros. empezaron a pulular por los círculos nerds de Hollywood. Y vamos: es que tanto La Liga de la Justicia, como Batman vs. Superman y Man of Steel fueron pésimamente recibidas por la crítica (y la taquilla).


La serie de fracasos no dejó títere con cabeza y ni Affleck, que interpretó a su Batman, salió indemne. En primer lugar, tuvo bastante que ver con el escepticismo inicial del público, que dudó que Affleck pudiera encargarse de un papel tan icónico como el de bati-héroe. Pecar de poca fe no fue un crimen: primero, porque el Batman saliente de Christian Bale, elucubrado en conjunto con Christopher Nolan, fue una verdadera sensación que transformó sin retorno el tropos superheróico. Segundo, porque todos recordábamos el trauma atroz de Ben intentando interpretar a un superhéroe con el cataclismo blasfemo que fue Daredevil.

Así y todo, Ben nos cerró la boca a todos. No hay dudas de que Batffleck era una institución por cuenta propia y se demarcó profundamente de una gran cantidad de actores que le dieron vida al Caballero Oscuro. Ben brilló en el papel más avejentado y reacio del Caped Crusader, un contrapunto interesantísimo frente a la versión más joven a las que nos tenía habituados Nolan en particular y la mitología cinematográfica de Batman en general. Su retrato verosímil y potente transformó la iconografía simbólica del personaje y nos regaló imaginaciones que jamás habíamos soñado del personaje.

Así y todo, entre los problemas de su vida personal y su batalla con las adicciones, Affleck colgó la capa a principios de mes. Según recordamos, se suponía que el actor escribiría, dirigiría, y protagonizaría la standalone The Batman. Finalmente se apartó de escribir y dirigir, lo que llevó a la Warner Bros. a traer a Matt Reeves para dirigir el proyecto. Desde entonces, surgieron dos rumores simultáneos: el primero, que Reeves buscaría a un actor mucho más joven para interpretar a Batman, y segundo, que Ben dejaría de interpretar a Bruce Wayne. Y, según se confirmó la semana pasada, ambos son ciertos.

Imagen: Vero

Imagen: Vero


Es por eso que Snyder, quien tuvo una enorme mano en el fichaje de Affleck, despidió a su “perfecto” Batman con toda la pompa y circunstancia que amerita la ocasión, una vez que el propio Ben confirmó que ya no sería parte de The Batman. Y el bati-funeral, sobre todo con la historia compartida entre el actor y el director, nos sacó una lágrima. "Había un tiempo antes... Un tiempo anterior... en el que había cosas perfectas... absolutos diamantes. Pero las cosas fallan... cosas de la tierra. Y lo que cae... ha caído. En el sueño me llegó la luz. Una mentira preciosa... El mejor Batman de la historia. Gracias amigo mío por bendecirme con esa jodidamente maravillosa mandíbula y un corazón increíble", publicó en su cuenta de Vero. Y lo sentimos.


(Imagen de portada: Warner Bros.)


Do you want to go to www.fandango.com? No Yes